curandolaeyaculacionprecoz

launicamaneradesuperarlaeyaculacionprecoz

Datos sobre el viagra

Publicado el 3 de Septiembre, 2006, 14:59. en General.
Comentar | Referencias (0)

Tal cual lo dije hace varios años....los periodistas
se van dando cuenta....de la verdad!!!!
Lic Norberto Litvinoff
 
Viagra vende 13 millones de unidades en el país. Cada vez hay más jóvenes que lo toman sin necesidad. La falta de controles fogonea el uso irresponsable.



En China ya llegaron a las expendedoras automáticas.





 

Leonardo Torresi
ltorresi@clarin.com


Volver a los 17 después de vivir medio siglo. "Eso es el viagra", motiva un sexólogo, feliz del hallazgo poético, cada vez que receta la pastillita. Que el resultado casi siempre se acomoda a otro chiste más corriente –aquél que afirma que el nombre quiere decir viejitos agradecidos –, lo confirman los pacientes.

Pero como se trata de un medicamento, no hay que tomarlo a broma. El atractivo de su efecto lleva a muchos jóvenes –cada vez más– a probar la pastilla sin necesitarla, desconociendo los efectos que puede tener en la salud si se transforma en una costumbre. La falta de controles en la venta también promueve que se desvirtúe el verdadero fin de la pastilla. Y para cerrar el círculo, muchas mujeres sienten que el tiempo de las caricias pierde espacio frente a un producto químico.

Los farmacéuticos que conocen a sus clientes aseguran que todos los que probaron, volvieron por más. Es una idea clara del suceso. Los números fríos aseveran que desde 2000 las ventas se multiplicaron por cuatro y sólo sumando los últimos dos años, subieron un 30 por ciento, dos veces más que el crecimiento promedio del mercado de los medicamentos. En el país se venden cerca de 3 millones de cajitas por año, según datos difundidos por el Ministerio de Salud, en base a estudios de auditorías en droguerías y farmacias.

Contado en pastillas, de todas las marcas, son más de 1.100.000 al mes, según calcula el laboratorio líder del mercado. No es difícil sacar cuentas, entonces: en doce meses se producen unas 13 millones de erecciones con ayuda, y sus consecuentes exitosos actos sexuales. Se estima que en el mundo cada nueve segundos alguien se toma uno de estos comprimidos supuestamente milagroso.

Un verdadero fenómeno que no se sostiene solamente por las urgencias médicas de quienes ven declinar su performance por ley de la vida. El producto –hay que decirlo– también lo buscan quienes rinden. Eso explica el consumo entre los jóvenes, y fogonea a los laboratorios para lanzar coloridas campañas asociando el consumo a lo que llaman "el uso recreativo" o "festivo", para ir un paso más adelante. No hay datos formales, pero se calcula que sólo 1 de cada 4 cajas de viagra son compradas por personas mayores de 60 años. Señal del crecimiento del uso no médico. Un dato de la consultora IMS Health refuerza la tendencia. Si en 1998, cuando la droga recién aparecía, un 42 por ciento de quienes consultaban por la pastilla tenía entre 40 y 59 años, el porcentaje creció hoy a más del 50 por ciento.

Pero esa franja ya va resignando su lugar frente a la que va desde los 20 a los 40 años. "En esa edad también se concentra lo que llamamos el uso irresponsable. Muchos consiguen pastillas en el mercado ilegal, a veces con productos robados", explica Pablo Mc Cormack, de la Confederación Farmacéutica Argentina (COFA).

Por ley, el producto debe ser expendido por receta archivada, pero la venta libre es un dato de la realidad. Sucede en farmacias, pero últimamente los puntos de venta se desperdigaron: se ofrece en puestos de flores, en quioscos; a través de deliveries, en citas concertadas en estaciones de servicio; amén de las ofertas por Internet, que ya son costumbre.

UN MAL POPULAR
La disfunción eréctil es la incapacidad persistente de un hombre en lograr y mantener una erección para llevar adelante un acto sexual con normalidad. La padecen unas 100 millones de hombres en todo el mundo, según un estudio de la Sociedad Europea de Medicina Sexual.

El éxito en ventas de la pastillita obedece a los resultados en el terreno de la acción. Claudio, de Capital, 28 años, puede afirmarlo. Empezó a tener problemas cuando salió con una chica que le gustaba mucho. La presión por lograr un rendimiento especial, el famosos miedo escénico, le jugó en contra. Y no pudo. "Reconozco que me quería poner a prueba –cuenta–. En el siguiente encuentro me pasó que lograba la erección, pero cuando me ponía el preservativo la perdía". Probó con otra chica con la que mantenía una relación rutinaria. Lograba un desempeño un poco mejor, pero de breve duración. Entonces un psiquiatra le sugirió hacer un terapia de pareja combinada con el viagra. "Me dio una vergüenza tremenda ¿A mi edad voy a estar tomando eso? Después me tranquilicé porque en el consultorio veía que iban muchachos más jóvenes que yo". El tratamiento resultó.

SIN DESEO, NO EXISTE
Hay tres drogas de consumo oral contra la disfunción. El vardenafil y el taladafilo tienen un efecto más extendido (hasta 36 horas), pero son muchos más caras. La más difundida (un 90 por ciento del mercado)es el sildenafil. Hace menos de tres años, lo producían y lo comercializaban 16 laboratorios. Hoy ya son 31, casi el doble. Sintéticamente se trata de un vasodilatador que no actúa ni en el cerebro ni en el corazón, sino directo en la zona interesada. No sirve para nada si no hay un estímulo sexual: no inventa el deseo que no existe.

Cuando empezó a venderse, aún con el uno a uno, la droga era carísima: 25 dólares cada comprimido. Hoy, la presentación en un blister de dos pastillas –la más común– va desde los 8 hasta los 38 pesos. Hay opciones para todos los bolsillos y eso es una de las claves del éxito comercial.

El efecto va desde las dos hasta las cuatro horas, depende de cada caso y de qué se haya comido. Los alimentos grasos retardan el efecto. "Cuando salgo con una chica, primero calculo si voy a comer. Después, 20 minutos antes, me clavo una media pastillita y con eso está todo bien", cuenta Sebastián, de 35 años.

"Yo siempre le digo a mis pacientes que primero hagan el amor y después cenen tranquilos", aporta Adrián Sapetti, psiquiatra, sexólogo, presidente de la Sociedad Argentina de Sexualidad Humana. El especialista advierte sobre las prevenciones que deben tomarse cuando la droga se utiliza con sus fines recreativos. "Tomar viagra estando alcoholizado puede presentar complicaciones porque la bebidas tienden a bajar la presión arterial y entonces, con la combinación, eso puede verse potenciado", explica.

No es un dato para pasar por alto. Las pastillas circulan en muchas disco como la solución para rendir bien después de una larga y agotadora noche. Como el sildenafil está contraindicado con los nitritos y nitratos (que suelen usarse como vasodilatadores coronarios), las consecuencias pueden ser graves si se combina con sustancias de moda como el popper, un inhalante en base, precisamente, a un nitrito (de amilo).

En su página web, el laboratorio Pfizer recomienda a los médicos discutir el uso con los pacientes con factores de riesgo cardíaco preexistentes. Menciona casos aislados de erecciones prolongadas de más de cuatro horas, y hasta de seis.

Algo así le pasó a Darío, de 23 años, que recurrió a la pastilla para enfrentar un noche de maratón sexual. "Estuve horas. Bajaba un poco y enseguida me recuperaba. Al final, no había forma de volverla a su lugar", cuenta.

En las erecciones con viagra, cuentan quienes experimentan, en general se produce una mayor rigidez. "Pero a veces la sensación es que el órgano está escindido del cuerpo, como si tuviera vida propia", describe el sexólogo Sapetti.

¿Reacciones adversas? Según el laboratorio Craveri, son menores al 2 por ciento. Puede producir dolor de cabeza, rubor, congestión nasal, o una transitoria visión anormal.

"Cuando salió la pastillita todos quisieron probar. Y lo hicieron. Los mayorcitos lo usan para los fines normales, pero los más jóvenes para aguantar cuando tienen esas fiestas largas de 10 horas los fines de semana", cuenta Federico Serrat, RR.PP. de la noche gay porteña, donde –se ve– el viagra también hizo pie.

Según datos del Ministerio de Salud de la Nación, en 2005 se vendieron 2.950.000 cajitas, con una facturación que llegó a los 42.000.000 de pesos Un abismo comparado con la cifras de 2000, cuando se vendieron 722.000 cajas y se facturaron 13.000.000 de pesos.

Las cifras se multiplicaron por cuatro. Y el fenómeno no distingue clases sociales. En los barrios humildes también es un éxito. Aunque a los pobres les sale más caro (unos 20 pesos de diferencia), al no poder acceder a las cajas de 20 unidades.

"Nadie que compró dejó de usarlo. No recuerdo en mis 16 años de profesión un producto más exitoso que éste, con ventas que suben año a año y cuyo techo aún no aparece a la vista", sostiene Sergio Lerose, farmacéutico de Villa Fiorito.

El viagra fue la salvación para muchos hombres, y también la vuelta al ruedo para muchas mujeres mayores. "Para las que tienen pareja estable es una solución muy difícil de lograr a través de terapias sexuales. Pero las que están intentando una relación dudan hasta qué punto se podrá sostener", explica la psicóloga Virginia Martínez Verdier, de la Federación Sexológica Argentina. Al decir de la sexóloga Alessandra Rampolla, el viagra encarna una ofensiva del sexo "falocéntrico", centrado en el disfrute masculino de la erección. "Muchas mujeres ven a la pastilla como una competencia", acepta el psiquiatra Adrián Sapetti.

No hablamos de disfunción, no hablamos de enfermedad. Optamos por lo positivo. Así, el laboratorio Sidus promociona el Magnus, su producto, líder en ventas. Con esa estrategia vendió casi 4.500.000 comprimidos en un año.

Quizá mucho tenga que ver una jugada clave: cambió el azul de la pastilla por el rojo, más ligado a "al calor, a la pasión". Y –todo sea por la discreción– promociona la versión masticable. Es blanca, no deja color en la boca, y evita el vaso de agua, una incomodidad.


Norberto Litvinoff
Lic en Psicologia//Lic en Sociologia-Sexologo
www.sexologicamente.com.ar
http://www.buenasiembra.com.ar
http://Norberto.Litvinoff.googlepages.com
Norberto.Litvinoff@gmail.com
<a href="skype:Norcham?call"><img src="http://mystatus.skype.com/bigclassic/Norcham" style="border: none;" width="182" height="44" alt="My status" /></a>
<br /><a href="http://www.skype.com/go/download">Get Skype</a> and call me for free.<br /><br

__________________________________________________
Correo Yahoo!
Espacio para todos tus mensajes, antivirus y antispam ¡gratis!
¡Abrí tu cuenta ya! - http://correo.yahoo.com.ar